Noticias

Para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible deberá acelerarse el ritmo del progreso, indica el último informe de progreso de la ONU

lunes 17 de julio de 2017 / ONU Mediante el uso de los datos más recientes disponibles, el Informe de los Objetivos de Desarrollo Sostenible ofrece un panorama general de los esfuerzos de implementación en el mundo hasta la fecha.

Nueva York, 17 de julio - Para que el mundo pueda erradicar la pobreza, abordar el cambio climático y construir sociedades pacíficas e inclusivas para todos para el año 2030, las principales partes interesadas, entre ellas los gobiernos, deberán impulsar la implementación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) a un ritmo más rápido, según lo indica el informe sobre los últimos progresos de los ODS que hiciera público hoy el Secretario General de la ONU, Antonio Guterres.

Mediante el uso de los datos más recientes disponibles, el Informe de los Objetivos de Desarrollo Sostenible ofrece un panorama general de los esfuerzos de implementación en el mundo hasta la fecha, y destaca áreas de progreso y áreas en la que es necesario tomar más medidas para garantizar que nadie quede atrás. El informe de este año muestra que, aunque se ha logrado progresar en la última década en todas las áreas de desarrollo, el ritmo de progreso ha sido insuficiente y los avances han sido desiguales para poder cumplir plenamente con la implementación de los ODS.

"La implementación ha comenzado, pero el tiempo corre", dijo el Sr. Guterres. "Este informe muestra que el ritmo del progreso en muchas áreas es mucho más lento de lo necesario para alcanzar los objetivos para el año 2030".

A pesar de los avances, es necesario acelerar la implementación

Aunque casi mil millones de personas han escapado de la pobreza extrema desde el año 1999, cerca de 767 millones continuaban en la indigencia en 2013, la mayoría de los cuales viven en situaciones frágiles. A pesar de importantes avances, la malnutrición afecta a un número de niños menores de 5 años alarmantemente alto.

En 2016, un estimado de 155 millones de niños menores de 5 años sufrían de retraso de crecimiento (baja estatura para su edad). Entre los años 2000 y 2015, la tasa de mortalidad materna en el mundo se redujo en 37% y la tasa de mortalidad de niños menores de 5 años cayó en 44%. Sin embargo, 303.000 mujeres murieron durante el embarazo o el parto y 5,9
millones de niños menores de 5 años en todo el mundo murieron en 2015.

En el área de la energía sostenible, aunque la tasa de acceso a combustibles y tecnologías no contaminantes para cocinar aumentó a 57% en 2014, a partir de 50% en el año 2000, más de 3 mil millones de personas no tenían acceso a estos combustibles y tecnologías, lo que llevó a un estimado de 4,3 millones de muertes en 2012. De 2015 a 2016, la asistencia oficial para el desarrollo (AOD) aumentó en un 8,9% en términos reales (142,6 mil millones de dólares de Estados Unidos) alcanzando un nuevo récord. Sin embargo, la asistencia bilateral para los países menos adelantados se redujo en 3,9% en términos reales.

El progreso es desigual

Los beneficios del desarrollo no se comparten de manera equitativa. Según datos de 2010 a 2016, las mujeres dedicaban, en promedio, tres veces más tiempo a trabajos domésticos y cuidados no remunerados que los hombres. Las pérdidas económicas debido a los peligros naturales están alcanzando ahora una media de 250 a 300 mil millones de dólares de Estados Unidos por año, con efectos desmedidos para los países pequeños y vulnerables. A pesar de que la tasa de desempleo mundial cayó de 6,1% en 2010, a 5,7% en 2016, los jóvenes tenían tres veces más probabilidades de no tener empleo que los adultos. En 2015, el 85% de la población urbana utilizó servicios de agua potable gestionados de forma segura, en comparación al 55% de la población rural.

"Empoderar a los grupos vulnerables es esencial para erradicar la pobreza y promover la prosperidad para todos, en todo el mundo", sostuvo Wu Hongbo, Secretario General Adjunto de Asuntos Económicos y Sociales de la ONU.

Cosechar el poder de los datos

Para hacer un seguimiento eficaz del progreso de los ODS, se necesitan datos accesibles, fiables, oportunos y desglosados en todos los niveles, lo que significa un importante desafío para los sistemas estadísticos nacionales e internacionales. Aunque la disponibilidad y calidad de los datos ha mejorado de manera sostenida en el curso de los años, la capacidad estadística todavía necesita afirmarse en todo el mundo. La comunidad de estadísticas en todo el mundo está trabajando para modernizar y fortalecer los sistemas estadísticos de manera de abordar todos los aspectos de la producción y el uso de los datos para los ODS.

Acerca del informe

El Informe de los Objetivos de Desarrollo Sostenible 2017 es una evaluación anual del progreso a nivel mundial y regional para alcanzar los objetivos. El informe se basa en los últimos datos disponibles sobre los indicadores seleccionados del marco de indicadores de los ODS preparado por el Departamento de Asuntos Económicos y Sociales de la ONU, con aportes de una gran cantidad de organizaciones internacionales y regionales.

Para obtener más información sobre el Informe de los ODS 2017, sírvase visitar:
http://unstats.un.org/sdgs 

Filtros